Buscar en este blog

sábado, diciembre 01, 2012

Conversación entre Guy Williams y Gene Sheldon

Esperaban para filmar la siguiente escena de la segunda temporada de El Zorro. Corría el año 1958 y Guy Williams hacía de El Zorro mientras que Gene Sheldon hacía de Bernardo, un mudo que se hacía pasar por sordomudo. Aparte de las charlas que mantenían en secreto durante la filmación, mantenían también otro tipo de charla entre escena y escena. En uno de esos frecuentes lapsos mientras buscaban al que hacía de gobernador, a quien generalmente encontraban drogado con algo que nunca lograron saber, (o garchando con una extra tetona que siempre andaba en la vuelta pretendiendo ascender en el mundo del cine de esa manera), Gene, con un sombrero estilo California colonial y un pequeño pañuelo atado al cuello, inicia la conversación:
Gene — Oye Guy, ¿Crees en el futuro?
Guy —¿Cómo que si creo en el futuro? ¿Si creo que habrá futuro?
Gene —¡Si!
Guy —¡Pues claro!
Gene —¿Y qué crees?
Guy —¡Creo que lo habrá!
Gene — Si, claro. Pero, ¿Qué crees que habrá en el futuro? ¿Cómo imaginas el mundo cuando los años empiecen en 20...?
Guy — Pues, no me interesa mucho porque no creo que vaya a estar vivo...pero supongo que entre 1990 y 2000 sí lo estaré asi que te contaré lo que pienso de esa década.
Gene — Dime.
Guy — Esto puede parecerte extraño, pero creo que para ese momento encontrarán la manera de darle vida a objetos inanimados.
Gene —¿Qué quieres decir?
Guy — Quiero decir que, por ejemplo, la historia de Pinocho se podría hacer realidad, menos la parte del crecimiento de la nariz con las mentiras, por supuesto. Eso sería demasiado difícil de lograr.
Gene —¿No te parece algo absurdo?
Guy — Bueno Gene, tú empezaste con tu absurda pregunta.
Gene — Ok. ¿Y cómo crees que lograrán eso?
Guy — No lo sé...
Gene — Quizás si el muñeco es asistido por algún mecanismo...una máquina.
Guy — Podría ser. O quizás un químico, quiero decir, un componente químico que al volcarlo en el objeto hace las combinaciones necesarias para crear un organismo vivo.
Gene — Es interesante tu teoría aunque apoyo más la idea de la máquina asistente.
Guy — También creo que en ese momento lograremos descifrar lo que dicen los animales.
Gene —¡Pero qué dices Guy! Los animales no pueden articular un enunciado...no les da el cerebro. Eso no puede suceder.
Guy — Me refiero a que conoceremos sus pensamientos.
Gene — Pero Guy: los animales no piensan. Se guían por el instinto.
Guy — Quizás tus animales sean así pero yo estoy seguro que los míos piensan. Mira, el otro día mi gato logró comerse las pastillitas del paquete que yo había guardado en una caja en el bargueño y no hay manera de que haya logrado hacerlo sin un mínimo de pensamiento. Es decir, tuvo que pensar en dónde guardo las pastillas y en cómo abrir la caja.
Gene — Ok. Piensan pero sin profundidad. Si los humanos pensáramos como animales estos serían nuestros pensamientos: “sexo, sexo, sexo ,no morir, no morir, no morir, sexo, no morir, comer, comer, comer, caca, sexo, sexo”, ¿me entiendes?
Guy — Si.
Gene — Pues así piensan los animales...¿Qué otro pronóstico tienes?
Guy — No mucho más. Lo otro que siempre he pensado es que habrá una organización dentro de cada estado que acudirá en la ayuda de aquellos que tienen pensamientos oscuros. A los bebés de ese momento se les colocará en el ombligo una especie de aro que detectará los pensamientos oscuros.
Gene —¿Qué es un pensamiento oscuro?
Guy — Seguramente tuviste uno alguna vez. Es un sentimiento de muerte que te aborda por una fracción de segundo. A mi me sucede cuando voy a cruzar la calle. En una milésima de segundo me veo atropellado y expulsado decenas de metros hacia adelante, y mi cuerpo cae destrozado en el pavimento, o camino por la acera y algo pesado y grande me cae en la cabeza: un pedazo de hormigón de una casa vieja, un tablón, algo que me destruye la cabeza y trozos de materia gris quedan expuestos en plena acera. No es algo suicida. No tienes que estar deprimido… simplemente sucede. Un pensamiento oscuro.
Gene — Entiendo. He tenido pensamientos oscuros cuando voy a caballo. Pienso que voy a caerme pero no completamente sino que mi pie queda atado y me arrastro por el camino sufriendo raspaduras que dejan mi piel al rojo vivo, y luego se ven mis huesos que allí están...expuestos, blancos, en contacto con la superficie empedrada. También imagino que recibo golpes del caballo y de a poco el rostro se me desfigura. Luego me veo en un documental de esos que cuentan las trágicas muertes de algunos personajes célebres. Lo bueno es que me volveré célebre gracias a mi muerte.
Guy —¡Ese es un auténtico pensamiento de muerte!
Gene — Volviendo a la organización y al aro... ¿Por qué van a controlar estos pensamientos?
Guy — Para que el mundo sea perfecto y todos estén obligados a pensar en positivo. Es el paradigma vencedor. Ganarán los idealistas. Los realistas serán controlados ya que son los que más pensamientos oscuros tienen.
Walt Disney — Hola muchachos, no pude evitar escuchar su conversación y me pareció muy interesante pero vayan a trabajar que ya apareció el gobernador y la chica esa que desaparece a cada rato.
Guy — Si, señor.
Gene — Si, señor.






1 comentario:

  1. Anónimo8:38 p. m.

    kkkkkkkkkkkkkkkk mas guy as vezes está a frente de seu tempo...por isso eu o adoro!

    ResponderEliminar

Do it!